Sergio Benito: Receta de Tarta de Vainilla al Limoncello con Nueces

  En ocasiones no hace falta buscar nada para que, de un producto, tu imaginación se ponga a trabajar y acabes creando algo maravilloso donde antes solo habia un lienzo en blanco, donde solo habian unas pocas Nueces sobrantes de las navidades pasadas al fondo de un armario de la cocina y, como en cuestión de minutos, ya te ves con las manos en la masa sin saber muy bien el resultado que vas a tener y escribiendo sobre la marcha guiandote nada más que por instintos, los instintos que hacen una vida dedicada a la cocina, la experiencia y el probar y probar y probar sabores. Me gusta eso, me gusta hacer cosas de la nada en un ambiente de relajación total donde los aromas y sabores embriagan toda la estancia produciendo un regalo para los sentidos como es esta deliciosa y suculenta Tarta de Vainilla con Nueces.

Información nutricional por 100gr:

 

  • 287 calorías
  • 7,5gr de grasas
  • 47,7gr de hidratos de carbono
  • 7,1gr de proteinas

Ingredientes para una tarta de unas 8 raciones:

 

Para el Bizcocho:

  • 6 Huevos medianos
  • 180gr de Harina de Repostería
  • 180gr de Azucar blanca
  • 1/2 Cucharadita de pasta de Vainilla Natural o Vainilla en rama 2 vainas
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • 1 Sobre de Levadura de Repostería.

Para la Crema de Vainilla:

  • 1/2l de leche desnatada
  • 75gr de harina de trigo tamizada
  • 150gr de Azucar blanca
  • 3 huevos medianos
  • 2 vainas de Vainilla
  • 20gr de mantequilla sin sal

Para Decorar:

  • 125gr de Nueces peladas
  • 1 Lima
  • Hojas de Menta o de Hierbabuena.

Para mojar el Bizcocho:

  • 1 Vaso de Limoncello

Elaboración:

 

  1.  Precalentamos el horno a 180ºC.
  2. Encamisamos un molde, ya sea de silicona o de otro material, con mantequilla y harina.
  3. En un bol si lo vamos a hacer a mano o en una maquina para batir con varillas añadiremos los huevos y el azucar y batiremos hasta que dupliquen o tripliquen su volumen, en ese momento le añadiremos poco a poco la harina tamizada junto con la levadura y el bicarbonato, la pasta de Vainilla tambien se la incorporaremos. Seguimos batiendo hasta que se incorporen todos los ingredientes perfectamente. Pônemos la mezcla en el molde que teniamos preparado y horneamos a 180ºC durante 35 minutos. Sacamos del horno, pinchamos el centro para comprobar que salga seco, desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.
  4. Para preparar la crema en primer lugar pondremos a cocer la leche con la vaina de Vainilla o si queremos usar pasta de Vainilla pero siempre que no sea artificial, cuando rompa a hervir la retiramos del fuego y tapamos la cazuela para que se infusione bien la vainilla. En un bol aparte mezclamos la harina tamizada con el azucar  para evitar grumos, añadimos los huevos y batimos bien hasta tener una crema espesa y homogenea. A esta mezcla anterior le incorporamos la leche infusionada con la Vainilla y mezclamos bien, colamos sobre un cazo y ponemos al fuego despacio sin dejar de remover hasta que tenga una densidad apropiada, vertemos sobre una bandeja y añadimos unos dados de mantequilla sobre esta, dejamos enfriar.
  5. Las nueces las trituraremos un poco con ayuda de un batidor o sobre un trapo y le damos unos golpes con el rodillo, reservamos algunas enteras para decorar.
  6. Cuando el bizcocho este frio le cortaremos la corteza tanta superior con inferior y de los laterales ( podemos guardar esto para futuras elaboraciones), y la partiremos al medio,mojaremos con el Limoncello directamente los dos discos, sobre el disco inferior pondremos un poco de la crema de Vainilla y extenderemos bien, colocaremos el otro disco de Bizcocho y terminaremos de cubrir la tarta por completo con la crema de Vainilla, ponemos las migas de Nueces sobre el lateral presionando para que se peguen a la crema. Decoramos con las Nueces que reservamos enteras y rallamos la cascara de lima sobre la tarta, ponemos unas hojas de menta y la podemos servir ya o reservar en frio hasta la hora de comer.
Os puedo asegurar que la combinación fresca de Limoncello con la menta y la ralladura de lima ligarán perfectamente con la pesadez de la crema y el bizcocho haciendo de este postre un dulce de 10.






Comentarios

Entradas populares